Publié par : lettresdemontreal | 16 janvier 2010

Haití y Cuba, hermanos en la desgracia ó una política a la medida de los medios.

Haití vive el Apocalipsis y en Cuba Santa Bárbara truena. En la mitad haitiana de la Hispaniola, a la que ya se le puede llamar tierra-mártir, se “vive” el fin del mundo y en la mayor isla del Caribe, la degradación alcanza el antiguo “flamante” hospital psiquiátrico de La Habana, más conocido como Mazorra. ¿Que importa si fueron 26 o 30 los muertos por el frío y/o la desidia?, ¡un solo muerto por esas razones hubiese sido demasiado!

“Si ves las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar”, dice el refrán, y los cubanos deberíamos apurarnos a hacerlo, los indicios de la desgracia son insistentes y la irresponsabilidad, el inmovilismo, la “flojera” y la terquedad de los gobernantes en ambos países es sencillamente una afrenta a la humanidad de cada uno de los ciudadanos de esos dos países vecinos y hermanos. En aquella primera republica caribeña el gobierno se esfumó sencillamente, cuando más se necesitaba y en la isla grande el gobierno hace años permanece inmóvil, “concentrándose” en reprimir todo intento de sus ciudadanos por darle un camino diferente o tan sólo menos ineficaz, al rumbo de la nación.

Haití desfallece y Cuba no puede sino casi que “presenciar” el espectáculo, ceder espacios aéreos, enviar dos o tres médicos “simbólicos”, ni un kilogramo de alimentos*, pues no dispone de los necesarios, ni siquiera para alimentar a sus enfermos mentales, que se les mueren literalmente en los hospitales por causa de un vientecillo invernal del Norte.

Todo país debiera darse una política a la medida de sus medios y no de las ambiciones de sus gobernantes. Este es un asunto de mero pragmatismo político y/o de simple sentido común, sin embargo los cubanos, desde hace ya 50 años, estamos sumidos a los designios de un señor que se cree el “salvador de la tierra” y por ende, como alguien debe pagar por esas ambiciones, pues ahí están los 11 millones de cubanos para hacerlo, mas aún, cuando estos ya son física y moralmente incapaces de seguir “sirviendo a la causa” a la altura de las exigencias materiales de ese “líder” y sus secuaces, pues aquí estamos los 3 millones del exilio para seguir “financiando” indirectamente el mesianismo castrista a través del envío de remesas, lo que hacemos y haremos evidentemente, para permitir la sobrevivencia de los que dejamos detrás.

El desastre de Haití es premonitorio de muchas cosas por venir en el Caribe. EE. UU. está ocupando mayoritariamente la dirección y organización de todos los espacios vacíos: aeropuerto, policía, ministerios, puertos y hospitales, etc. Alguien debe hacerlo y ellos son capaces. Cuando una sociedad se encuentra en desorganización total, en el concierto de naciones y estados que le circundan y siguiendo la repartición tacita que establece la geopolítica, el más fuerte se toma el derecho en sus manos, pues la soberanía del país es letra muerta si su gobierno y fuerzas del orden no están presentes.

Sírvanos de advertencia a los cubanos. El esquema es muy claro: luego de una dictadura  “de por vida y hereditaria” de los Duvalier, Haití cae en la anarquía estatal y social, las desgracias naturales no hacen sino reforzar el efecto devastador de los ciclones políticos y sociales, y un terremoto-bomba atómica le da el tiro de gracia a la nación.

Demasiados puntos en común acercan a Haití y Cuba. Reforcemos los históricos y culturales y alejémonos de los políticos. En ello nos va la vida como nación.

*Postcriptum: Hoy 17 de enero, Prensa Latina acaba de publicar la noticia de la llegada a Haití de un avión cubano con « decenas de toneladas de alimentos, agua, avituallamiento y medicamentos », más 32 médicos que se unen a los 400 existentes.  Si esos alimentos son para el pueblo haitiano o para sostener con fuerzas propias a los médicos cubanos en su humanitaria labor, no se sabe, y debieran decirlo. Haití y la comunidad internacional no merecen ese tipo de manipulación. Algún día los dirigentes de La Habana comprenderán que andar con la verdad por delante da mejores resultados que burdas elucubraciones. El milagro de que los 400 y tantos médicos cubanos estén vivos es lo que habría que destacar, al parecer tan solo hay un estudiante de maestría oriundo de Cuba que se encuentra herido grave en Puerto-príncipe. ¿Que acciones esta tomando la comunidad haitiana en Cuba para ayudar a sus compatriotas?, ¿que posibilidades existen de acoger en familias cubanas a niños haitianos huérfanos? ¿Cuando la sociedad civil en Cuba se va a despertar del “sueño de los benditos” al que la obliga el gobierno? De todas estas cuestiones y muchas más nos harán hablar estas circunstancias trágicas. Cuba necesita el concurso del esfuerzo y talento de todos sus ciudadanos y no solo del dirigismo político de sus gerontocráticos gobernantes.


Responses

  1. Mi Raúl, no es fácil para mí leerte parcializado. Sabemos que « en casa » hay luz para la calle y oscuridad dentro, pero ni si quiera se me ocurre que Cuba pueda ser un lugar para la adopción de infantes huérfanos, pues, hace décadas tiene tasas de natalidad negativas. Me gustaría que hagas un análisis cualitativo y cuantitativo de esos países caribeños.

  2. Estimado(a) anonimo(a), De lo que se trata es de que podamos saber si ciertamente la sociedad civil cubana « quiere » quedarse con los brazos cruzados. Me parece completamente antinatural que los cubanos de origen haitiano lo hagan y si hoy por hoy estan « mudos » no es por « iniciativa propia ». Por ahi va el hilo de esta denuncia.

    • OYE es que toda una vida LES han inculcado mucho miedo, por eso no hablan los cubanos.. TIENEN MIEDO

  3. Acertadisimo Raul.
    Saludos,
    Al Godar


Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s

Catégories

%d blogueurs aiment cette page :