Publié par : lettresdemontreal | 6 août 2010

160 mil millones en caridad y el coma-andante? – 100 mil millones!

Todos estos días los titulares de prensa han venido diciéndolo: 40 de los multimillonarios norteamericanos o de otros países van a donar al menos el 50 % de sus abigarradas fortunas, otro, como Warren Buffet, va a llegar al 99% del total de su riqueza.

Leo esto y no me puedo privar de pensar en los 100 mil millones que ha perdido Cuba bajo el desgobierno de Fidel Castro. Para él y su camarilla, claro está, el culpable es el ‘bloqueo’ y los EE.UU., pero para cualquier ser racional es evidente que si otros gobernantes hubiese tenido Cuba y sobretodo la inteligencia y voluntad necesarias para negociar el diferendo con el vecino del Norte y los demás gobiernos que son nuestros deudores, otro gallo habría cantado.

Cuba nunca fue un país mísero, salvo cuando ha estado sometido a la opresión y al mal gobierno. Cuba volverá a ser un país prospero, cuando se haya librado de sus actuales sanguijuelas. Eso está claro.

Pero esta noticia tiene otra connotación que quiero compartir con ustedes, en particular con los que fueron adoctrinados como yo, en sus tiernos años de infancia y juventud, por una ideología-religión que promulga el odio de clases y la estrechez de mente y espíritu.

« Nada bueno puede venir de los ricos », ese más o menos era el mensaje. « La caridad es hipocresía de los ricos », etc. Bajo estos eslóganes se ocultaban y lo siguen haciendo, la diversidad y multiplicidad de razones que cada ser humano tiene en su paso por la vida social, incluidos los multimillonarios.

Pero de un tiempo a esta parte, los cubanos y los ciudadanos del planeta nos venimos dando cuenta que lejos de los discursos políticos o politicastros, hay una realidad que analizar menos afiebradamente y que sí conviene hacerlo con calma y buen juicio. En el mundo los intereses de los pueblos y las naciones se hacen más y más complejos, los problemas se agravan con la población que no cesa de crecer y el planeta que no cesa de perder su estabilidad natural que le caracterizó durante millones de años.

En este contexto un grupo de hombres y mujeres privilegiados se deciden a compartir con el resto de la humanidad lo que han acumulado. ¡Bienvenido sea el gesto, pues es constructivo!

En este mismo contexto ciertos dirigentes de países, por lo general pobres, insisten en llevar adelante políticas de confrontación con sus ‘enemigos’ personales, políticas que pagan a un precio inhumano los pueblos que dicen ‘dirigir’. ¡Despreciados y condenados sean, pues son destructores de lo que no les pertenece!

Una vez más los dogmas caen y la realidad se nos revela múltiple y sorprendente. La enseñanza a conservar es la de pensar siempre y en toda circunstancia por la propia cabeza.

Un pueblo es realmente pobre y desvalido cuando se deja llevar por un sólo hombre, poco importa el carisma que crean que tenga. Cuba hoy, por mucho que nos duela, es el mal ejemplo a evitar.


Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s

Catégories

%d blogueurs aiment cette page :