Publié par : lettresdemontreal | 21 décembre 2010

Café con chicharos de nuevo y un nuevo maleconazo.

En uno de los « pasajes » del discurso del presidente cubano el pasado 18 de diciembre, este le decía a los cubanos de la isla que en lo adelante el café que consumirá el ciudadano de a pie  » Se prevé, por ser una necesidad ineludible, como hacíamos hasta el año 2005, mezclarlo con chícharo, mucho más barato que el café ».  « Bueno, – se dirá cualquier criollo cafetero, de esos que no desayunan sino es con una tacita del amargo brebaje – vamo’ pa’tra’ de nuevo, como el cangrejo » y llevara razón, porque cuando se trata de « apretar el cinturón », ni la imaginación abunda, ni el cinturón que se aprieta es el del que lo manda a apretar.

Lo curioso es que los cubanos en el exilio, al menos en Canadá donde tenemos acceso a los productos cubanos, estamos viendo un « regreso » de productos isleños que « desaparecieron » con los dos devastadores ciclones pasados. Me refiero en particular al caso de las perlitas de cacao negro, de la marca Barry, que uso en mi café expreso, para redondear el gusto de esa estimulante infusión. Puedo comprar perlitas de la misma marca de procedencia tanzana, ecuatoriana, mexicana, dominicana o de otros orígenes, pero para un cubano degustar un producto de la isla da tanta satisfacción como viajar a sus recuerdos de infancia. En la época de « seca » del cacao cubano que duró casi dos años aquí en Canadá, compraba las perlitas venezolanas. El chocolate de ese país también lo conocía, por haber viajado allá en 1996 y es bastante similar en el gusto al cubano, la única diferencia es que el primero tiene un nivel de concentración del 72% y el cubano del 70%.

Ahora bien, el vinculo entre una cosa y la otra es la « exprimidera » de la población cubana por esas autoridades que están dispuestas, con tal de mantenerse en el poder, a sacarles hasta el último kilo y la ultima onza de jugo a un pueblo que desfallece de tanto sacrificio durante tantos años seguidos. No hablemos ya de darse un gusto como el de tomar café con perlas de chocolate negro cubano, como puede hacer cualquiera en este país donde vivo, y seguro también hace la élite cubana, sino de sencillamente pagarle al cubano que trabaja el precio de su trabajo, para que pueda consumir lo que desee con ese ingreso. Esa sería la verdadera reforma económica, y no darle látigo al cubano para que trabaje más, como se hacía en la colonia con los esclavos, y peor aun desproveerlo de todo lo que produce para exportarlo al extranjero y intentar pagar así las deudas que ellos, los gobernantes contrajeron con los bancos extranjeros y no el pueblo, que no ha tenido en esas decisiones ni siquiera derecho a la expresión.

La economía cubana va mal, muy mal, y ni siquiera los precios a la baja de la industria turística cubana atraen los volúmenes de turistas de antes. Transat, compañía aérea que está teniendo beneficios con la temporada invernal en casi todos los destinos del Caribe, acusa sin embargo perdidas en el caso cubano.

¿Cuál es la reacción del gobierno cubano?, pues la que se esperaba, seguir apretándole el cinturón a los cubanos, que están exhaustos de tanta austeridad pero que solo aguantan porque los órganos represivos de la isla demuestran diariamente estar listos para reprimir cualquier intento de rebeldía.

Se prepara por los Castros un nuevo Mariel, un nuevo maleconazo, un nuevo éxodo masivo que libere un poco de presión en la olla al estallar que es periódicamente Cuba desde 1959. Recordemos que esos sucesos han tenido lugar cuando gobiernos demócratas han estado en la presidencia de Estados Unidos. ¿Carter, Clinton, y ahora Obama van a ser los eternos salvadores de las contradicciones internas del régimen cubano? La tendencia histórica señala ese posible desenlace.


Responses

  1. nada de eso. no habra retirada masiva a usa. ya lo advirtieron los americanos. si cuba abre las fronteras se considerara un ataque a la nacion americana y actuaran en consecuencia. el cagalitroso y la china borracha juegan con la cadena pero dejan al mono tranquilo.


Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s

Catégories

%d blogueurs aiment cette page :