Publié par : lettresdemontreal | 22 décembre 2010

Tres personajillos

No es muy difícil de adivinar…los tres son hijetes de papa, o… de mama.

El más viejo, heredero de una de las dinastías comunistas mas anacrónicas del planeta: Corea del Norte. De papa Kim-il-Sung a hijete Kim-Jong-Il, y éste a su vástago: Kim-Jong-Un. Record Guiness en « cara e’ palo ».

El del medio, Antonio Castro, es el « benjamín » del bacán del Caribe. Célebre por su ningunez y papelazos ridículos con las mujeres (una de ellas terminó de estrella porno en Miami), y con los hombres, el papa Fidel Castro, quiso darle una botella como médico-jefecito de la pelota cubana y desde entonces no para de meter la « delicada » por dondequiera que pasa.

La última y la más joven, salió a la palestra pública por su embarazo en medio de la campaña a la vicepresidencia de la mama, y ahora quiere ser estrella de Dancing with Stars.

Como lo recuerdan quienes analizan a estos sucedáneos de gente pública (el término inglés: surogate es en el que pienso cuando escribo estas líneas), « como en la vida, el éxito no es siempre cuestión de talento, sino de a quien conoces (o que tu mama o papa conoce) y de lo que cree la gente que simbolizas ».

Hay muchos más que estos tres mosqueando la vida social de sus respectivos países. Haciéndole creer a la gente que tienen derecho a estar ahí donde los ponen, por ser hijos de quienes son.

Le zumba la berenjena vivir en un mundo donde globalización signifique también tener que « dispararse » a estos sucedáneos en el espacio público. Si bien en química una sustancia sucedánea puede sustituir a una original por tener « propiedades parecidas a las de otra » (Ver el DRAE) en la vida social ello no funciona así, ni aunque los papas o mamas gasten todos sus capitales simbólicos en el esfuerzo, y ni aunque los surogates les den a los viejos la pataleta del siglo, porque ellos también pobrecitos quieren un trozo de la torta del poder y de la gloria.

Yo quiero pensar que la globalización nos lleva inevitablemente a corregir el tiro, la gente no se traga como antes las imposiciones absurdas. En ella deberá primar el cambio generacional natural y el de los « apellidos » en el poder, en el arte y en la cultura, como ya se observa en países desarrollados de Europa o de América del Norte.

¿Se acuerdan de la idea walzeriana del imperio del merito?. Es bueno que lo hagan porque si siguen imponiéndonos la mediocridad como norma a nivel mundial, esto va a tornarse muy aburrido y va a terminar explotando más temprano que tarde.

La idea de la evolución me parece preferible a los cambios bruscos, pues no creo que las revoluciones hayan resuelto problema alguno ni a mediano ni a largo plazo, pero un mundo en pudrición de mediocridad es peor. Es esa inercia la que gesta las explosiones sociales, la alienación, los oportunismos, los fascismos y los comunismos.

« Dios nos libre de las aguas mansas, que de las bravas me libro yo »


Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s

Catégories

%d blogueurs aiment cette page :